Un sitio web estático es aquel en el que los contenidos son, por decirlo así, "permanentes". Este tipo de sitios no permite actualizaciones automáticas, ni dispone de sección de administración.

No obstante, no debe considerarse un sitio estático como algo de menor importancia o de menos prestaciones. Todo depende del uso que se le vaya a dar.

Si nuestro sitio es exclusivamente informativo, y reseña una serie de productos o servicios que no cambian con frecuencia, un sitio estático nos permitirá una exposición elegante, y posibilitará a los usuarios interesados contactar con nosotros.

Generalmente el precio de este tipo de sitios web es más reducido, porque no incluyen prestaciones de programación ni bases de datos.

Un sitio estático es lo adecuado para una presentación de productos o servicios que no cambia con frecuencia.